Saltar la navegacióMapa del webContactar el Museu per correu electrònicInformació sobre accessibilitat
Ajuntament de Girona
Museu d'Història de Girona

CATALÀ

ESPAÑOL

ENGLISH

FRANÇAIS

Se encuentra en :  Inicio  >  El Museo  >  Bienvenida

Un museo vivo y abierto a todos

Foto
Foto
Foto
Foto

El Museo de Historia de la Ciudad quiere dar a conocer el proceso de formación de Girona, desde la aparición de los primeros restos humanos en la zona hasta la transición a la democracia, y hablar de la sociedad que lo ha hecho posible. Para ello, propone un recorrido cronológico que transcurre a lo largo de catorce salas y que se complementa con diversos ámbitos temáticos, como el dedicado a la Girona industrial/ciudad pionera, la sardana y la cobla, y el espacio contemporáneo. El Museo se extiende, además, por diferentes lugares de la ciudad que se integran en la Red de Espacios de Memoria Democrática: el refugio antiaéreo del Jardí de la Infància, la prisión provincial y la fosa común, por ejemplo, constituyen una extensión de la sala dedicada a la Guerra Civil.

La sede central del Museo está situada en pleno casco antiguo de Girona, en un edificio de trayectoria histórica singular que en el siglo xviii acogió el convento de frailes capuchinos de Sant Antoni y del que se conservan espacios sorprendentes, como el cementerio o secadero y la cisterna. Desde aquí, la entidad ofrece una variada programación de actividades y exposiciones temporales que le permitirá descubrir otra manera de vivir la historia de Girona.

Se trata de un equipamiento lleno de nuevas propuestas que acercan la historia de la ciudad de una forma divertida y amena. En el momento de su creación, en el año 1981, el Ayuntamiento propugnaba la participación activa en la recuperación de un inmueble del casco antiguo, un edificio histórico y de trayectoria singular, e invitaba a realizar un recorrido por la evolución histórica de nuestra ciudad y por la vida de nuestro conglomerado social urbano.

Un edificio emblemático

El edificio conserva las huellas de una trayectoria histórica singular. Es, en sí mismo, una auténtica joya que merece la pena descubrir. En el siglo XV fue una destacada casa señorial gótica perteneciente a la familia Cartellà; más tarde, hacia 1753 acogió el convento de Sant Antoni, de frailes capuchinos. Conserva, en magnífico estado, sorprendentes espacios del antiguo convento, cómo el cementerio o secadero, la cisterna (interesante ejemplo de aljibe), el claustro y diversas salas impresionantes. Luego pasar a convertirse, a finales del siglo XIX, en la sede del instituto de enseñanza media. Y , desde 1981 alberga el Museo de Historia de la Ciudad.
 

 

© 2018 Ajuntament de Girona  |  horario y tarifas  |  mapa del web  |  aviso legal  |  contacto

") ?>